El blog de Miguel Ángel García

Desarrollo Personal y Profesional

Category: #DesarrolloPersonal (page 1 of 11)

Activa tu Inteligencia Emocional con la palanca del éxito #15

La palanca del éxito. #Reto47Libros2016

“Para lograr el éxito hay que focalizar, actuar de manera positiva para conseguirlo y ante todo, regular la ansiedad por los resultados ya que éstos llegan a pesar de las dificultades”.

“Activa tu inteligencia emocional y relánzate” es un magnífico eslogan para el libro “La palanca del éxito” de Juan Pedro Sánchez que por supuesto, tenía que incluir en el #Reto47Libros2016 sobre Desarrollo Personal y Profesional.

“La última chaqueta que te pongas no necesitará bolsillos”. Esta frase rotunda de Wayne Dyer nos espolea para aprovechar esta vida extrayendo lo mejor de ella a nivel emocional.

“La palanca del éxito” es un libro que he leído con mucho cariño. Conozco a Juan Pedro desde hace un par de años y he coincidido con él en muchos eventos y conferencias (algunas suyas). He tenido la fortuna de tener grandes conversaciones de calidad con él. Para mí es un gran ejemplo de Reinvención Personal y Profesional. Un ejemplo que traslada eficazmente al libro y que puede serte muy  útil si estás buscando mejorar tu vida.

Por eso recomiendo encarecidamente este libro, porque nos cuenta una historia extraordinaria que te va a llegar al corazón como me ha llegado a mí. Porque vas a aprender que los obstáculos sirven para mejorar y que si sientes pasión por lo que haces encontrarás el camino para lograr tus objetivos. Y ese camino pasa por activar la Inteligencia Emocional. Y por último, porque colabora con la Fundación Novaterra que lleva 25 años luchando contra la exclusión social ayudando a las personas más vulnerables a encontrar un empleo.

“La Inteligencia Emocional es una habilidad que se puede desarrollar con la práctica. Sus pilares básicos son la autoconsciencia, el autoconocimiento, la empatía y la asertividad”.

Una de las cualidades del libro es su forma de comunicar sencilla y clara. Encontrarás en sus páginas un cuento muy divertido que nos enseña lecciones importantes de la vida para mejorar nuestro día a día, para aprender de nuestras emociones sabiendo identificarlas. También nos muestra el camino para comprender e interpretar las emociones de las personas con las que nos relacionamos. Cuanto más aprendamos sobre Inteligencia Emocional, más oportunidades tendremos de crecer personalmente y relacionarnos de una forma más efectiva y realista con las personas.

La palanca del éxito. #Reto47Libros2016

“La forma de saber si tus emociones y tus creencias son las correctas es simplemente observándolas y siendo consciente de en qué dirección te están llevando”.

“Yo hablo de levantarte cada día para hacer aquello que no sólo harías gratis, sino que pagarías incluso por hacer. Hablo de la energía interior que te mueve a hacer algo que te encanta y que además se te da bien, como un proyecto personal o profesional para materializar un sueño o eso que algunos llaman “vocación”.

Una de las prioridades del libro se centra en el auto-conocimiento. Hay que ser consciente de nuestras fortalezas, del potencial que  tenemos pero también de nuestras limitaciones. Descubrir nuestro verdadero y valioso interior como decía en la película “Shrek” Asno al ogro verde Shrek con la metáfora de la cebolla, «ocultas tus sentimientos debajo de las capas como una cebolla». Tenemos que descubrir nuestra esencia y aprender de nuestras emociones eliminando las capas que llevamos dentro debido a nuestras creencias, nuestro entorno y la educación recibida.

“Tienes que saber dónde quieres ir, dónde estás y tener un mapa (una guía orientativa). Sólo así puedes planificar la ruta que más te interesa y los lugares por donde pasar (referencias o resultados) que te irán indicando si te estás aproximando a tu objetivo o no”.

“La palanca del éxito” le da mucha importancia al equilibrio que debemos de conseguir con nuestra energía mental, física, socio-emocional y espiritual. Es una de las claves del éxito personal y profesional.

Cuando tenemos un objetivo concreto, pensamos que nos van saliendo dificultades en nuestro propósito pero el autor nos cuenta  que los obstáculos no son tales hasta que nos ponemos a andar en una dirección concreta con una intención concreta. Son cuestiones que tenemos que resolver, un peaje de la vida para evolucionar, desarrollarnos y madurar.

“Una intensidad emocional alta (como la euforia) puede provocar una visión menos realista de las cosas. Un estado emocional sereno y calmado nos permite enfocar nuestra atención en los detalles que antes no percibíamos”.

Me interesa destacar el énfasis que hace Marisa Salanova en el epílogo sobre el potencial de la autoeficacia:

“El poder de la autoeficacia es creer que puedes hacer algo (mejorar como persona, alcanzar un sueño profesional, etc.) y, es más, que puedes hacerlo bien, con éxito. Esa creencia incrementa el deseo de hacer cosas, de persistir en ellas aun cuando aparezcan obstáculos y dificultades y, además, nos hace sentir más felices y gozar de mayor bienestar emocional”.

“La autoeficacia es una creencia muy poderosa que la persona tiene sobre sus propias competencias en áreas específicas de la vida. Estas creencias afectan a cómo nos comportamos, en qué pensamos y cómo nos sentimos”.

Gracias por leerme.

#Reto47Libros2016

La vida continúa. Protagonízala.

Miguel Ángel García.

10 preguntas para Inés Torremocha

10 preguntas para Inés Torremocha

10 PREGUNTAS PARA INÉS TORREMOCHA

Inés es una de esas personas que siempre te aporta una sonrisa y buen rollo. Todas las veces que he coincidido con ella en alguna conferencia de ASNIE (Asociación Nacional de Inteligencia Emocional en Valencia) me ha dado muy buenas sensaciones, un feeling que te transmiten esas personas que saben adónde van, lo que quieren y están dispuestas a esforzarse al máximo para conseguirlo. Como observador y seguidor de su perfil en las redes sociales, diría que Inés le da bocados a la vida aprovechando cada instante con mucha pasión e ilusión. Como dice ella misma: “quiero ser una persona cercana, capaz de transmitir la importancia de que se enamoren de lo que hacen, que se ilusionen cada día con cada cosa que realicen, por pequeña que sea”.

Desprende una energía desbordante e ilimitada (¡lleva catorce años haciendo Kitesurf!) y la música le apasiona, es una rockera. También es muy activa en redes sociales como Facebook, twitter e Instagram con una marca personal sólida y coherente donde aprovechar con pasión los buenos momentos de la vida podría ser uno de los títulos de su canción preferida.

Este año se ha lanzado como mujer de acción y valiente que es a ofrecernos en YouTube unas píldoras sobre Desarrollo Personal, Motivación, Psicología Positiva y Felicidad. Estudió Psicología y se dedica al mundo de las ventas. Siente una gran pasión por las personas, por las relaciones sociales y por su trabajo. Ella se define como Inconformista, Vulnerable, Imperfecta y Feliz. Hoy la vamos a conocer un poco más con las 10 preguntas para Inés. Te recomiendo seguirla en www.inestorremocha.com

Gracias Inés por tu colaboración.

1­. Qué complicado es escapar de esa zona de confort y de seguridad que nos puede proporcionar un trabajo con una nómina y una relación personal o de amistad, una rutina que nos acomoda y evita que pasemos a la acción aunque no nos guste lo que hacemos. Comentaste que habías tenido que vencer tus miedos y salir de tu zona de confort para estar cada lunes en tu canal de Youtube explicándonos cómo podemos mejorar nuestra vida. ¿Qué hizo que afrontaras ese miedo a ponerte delante de una cámara? ¿Por qué decidiste dar ese paso?

En primer lugar, porque la zona de confort me resulta ¡aburridísima!

El “porqué” empecé a grabar estos vídeos tiene que ver con un verbo que intento practicar todos los días: EMPEZAR. Hará unos seis meses, decidí que quería compartir con el mundo algo más que los Post alojados en mi blog, sentí la necesidad vital de fusionar el mundo de las emociones que tanto me apasiona con mi vena más literaria. Analizando en profundidad la situación, identifiqué que necesitaba a mi lado un equipo de profesionales para poder desarrollar esta aventura y aquí es donde llega Vida Escrita y “qué hizo que me enfrentase al miedo escénico”. Desde Vida Escrita me pidieron que lo hiciese…y cuando confías en las personas con quienes construyes sueños, pues no te lo piensas dos veces! Aunque vosotros veis apenas un par de minutos en la toma, al principio, ¡grababa hasta treinta tomas por cada vídeo!, palpitaciones, mente en blanco, no conseguía decir lo que realmente quería expresar, en fin, un “enfrentarme a mis miedos” de libro!

Ahora que recibo un feedback tan positivo, te diré que con que haya una sola persona a la que pueda aportar algo valioso con estos vídeos, lo seguiré haciendo.

2­. ¡Las normas son aburridas! Comentabas en tu post “Qué pasaría si”. Estoy de acuerdo. Creo que hay que diferenciar entre las normas que evitan grandes problemas como podría ser circular por la derecha para no ser atropellado ;) y las que nos imponen o dicen que hay que seguir para que sigamos a la manada como por ejemplo la barbaridad de devolver a refugiados a su país ¡pero si han huido de él!. Al comienzo de sus libros Borja Vilaseca ya te advierte que no te creas nada de lo que leas, que busques otra fuente de información, que preguntes, que no te conformes. Como dices tú Inés:

Prohibido NO vivir.

Prohibido NO arriesgar (Te).

Prohibido NO equivocar (Te).

Prohibido NO amar (Te).

Prohibido NO sentir (Te).

¿Qué hace Inés para no ser una más, para no seguir a la manada, para ser tan auténtica?

Me bailo la vida a diario, Miguel Ángel, y adapto la banda sonora a cada circunstancia. He aprendido (y continúo aprendiendo) a tomar las decisiones que encajan con mi forma de ser y de pensar y no las que encajan con lo que los demás esperan de mí. La mayoría de las veces, coinciden ambas cosas, pero no siempre, y es ahí cuando tengo que concentrarme en seguir adelante pese a frustrar las expectativas de los demás.

No sé si eso me hace diferente, pero te aseguro que me hace sentir más YO que nunca.

3.­ Una de tus facetas es la de escribir relatos (uno de ellos incluido en el libro “Las 7 virtudes de la humanidad”), poesía, entradas en el blog y tus fantásticas IneStories (esas historias cortas, intensas, tuyas y nuestras donde cualquiera con ganas de escribir y aportar puede colaborar)…

A mí me pasa que en ocasiones escribir me permite expresarme de una forma distinta en la que me encuentro muy cómodo plasmando con palabras lo que pienso y siento en una página en blanco. Es todo un reto que recomiendo ¡Tienes tantas posibilidades esta forma de comunicar! ¿A ti por qué te llena tanto escribir?

Buff! Acabas de mencionar otro de mis verbos preferidos “ escribir”…no he dejado de hacerlo desde que aprendí, es la manera en la que más feliz y plena me siento comunicando. Poner palabras escritas a emociones, sentimientos, proyectos personales o profesionales, al amor en cualquiera de sus versiones…es mi hábitat más natural, mi forma más instintiva de expresarme y mi mayor fuente de autoconocimiento. Escribir me mantiene vinculada a la vida.

10 preguntas para Inés Torremocha

4.­ Siguiendo con las palabras, doy por hecho que eres una gran conversadora. Por lo que te sigo en tus tuits, en Facebook, en Instagram y las veces que he podido hablar contigo, tienes muy buena capacidad para comunicar. Creo en el poder de una conversación de calidad, sin postureo, ni fachadas, mostrándonos cómo somos por dentro. ¿Con quién te gustaría mantener una conversación de calidad?¿Quién te ha inspirado a ti?

En un contexto de imposibles, me hubiese gustado tomar un café con Jesucristo, sin entrar en matices religiosos, creo que fue un líder entre los líderes y tendría (al menos) 10 preguntas para Él! ;­) Y con alguien más accesible, o al menos más a mano, me encantaría charlar un rato con Elsa Punset. Tuve la suerte de pasar un buen rato con su padre, Eduard Punset, durante un evento de trabajo en Berlín y me encantó. También tendría varias preguntas para Elsa, la admiro, la sigo, la leo y creo que es fuente inagotable de inspiración.

5.­ El otro día vi una foto tuya donde te daban un premio tus compañeros por las ventas realizadas (y por la calidad de esas ventas, sabemos que hay “despachadores” en lugar de vendedores que muchas de sus ventas acaban en devoluciones). Para vender también se necesita ética y empatía. Descubrir las necesidades de un cliente se consigue haciendo las preguntas adecuadas para acabar vendiendo el mejor producto y que el cliente acabe diciendo: ­­—Mirar lo que he comprado (no lo que me han vendido). Estableciendo una relación de calidad con nuestros clientes podremos conseguir una fidelización.  Inés, como profesional de las ventas ¿Qué crees que tienes tú que no tenga la competencia? No se puede generalizar, pero… ¿Cómo ves como cliente la atención en la venta, te encuentras pasión y profesionalidad, pero también desidia y falta de motivación?

Para empezar, te diré que adoro y agradezco la existencia de mi competencia, porque sin ellos, mi puesto de trabajo no existiría. Sin ellos, mis clientes no tendrían con quien compararME. De mis competidores aprendo qué es lo que sí que funciona y qué es lo que no debo de hacer jamás, y mi objetivo siempre está encaminado a que sea a mí a quien elijan nuestros clientes, y por extensión, a que elijan el producto que represento. Siempre he considerado a mis competidores como compañeros de trabajo que luchan por dignificar este oficio tan apasionante.

Y acerca de mis experiencias de compra como clienta, pues veo de todo, recientemente he vivido una situación en la que un comercial realizó todo aquello que nunca debes de hacer con un cliente, no se dejó nada del listado de “5 acciones infalibles para que tu cliente salga corriendo”. Pero por suerte, tengo muchos compañer@s que dignifican nuestra profesión y hacen de ella un oficio apasionante!

6.­Ahora vamos con tu faceta de habilidades sociales. Has estudiado psicología y te apasionan las personas, las emociones y la vida. ¿Cuáles son los valores que piensas deben tener las personas que están conectados de alguna manera a tu vida?

Recuerdo que la primera vez que hablé con mi querido Andrés Ortega, él se definió como una “bestia social” y es un adjetivo con el que me identifico absolutamente, ¡soy una bestia social!

En mi vida hay sitio para muchos perfiles, porque como bien dices, me apasionan las personas. Podremos estar más o menos de acuerdo en según qué asuntos, pero si eres de los que han venido a la vida para llorar, reír, luchar por lo que crees que es justo, pelear por tus sueños, aprender de las etapas más duras, si eres de los que se la juega, de los que se queda en las duras y en las maduras, si eres de los que disfrutan, de los que aman, aman y aman…estarás conectado a mi vida, seguro!

7.­ La música es una parte muy importante en tu vida. La música fuerte, cañera, rockera que te hace saltar y bailar en un concierto o en tu casa, que emociona, nos hace vibrar y nos hace sentir vivos. Hay canciones que nos ponen las pilas. ¿Qué canciones son para ti un chute de adrenalina que hacen que te comas el mundo? Buff! Son muchísimas! Cualquiera de Halloween, Guns and Roses, Extremoduro, AC/DC, Led Zeppelin…Pero te apunto tres de mis Hits preferidos: ­

-“ Nothing to say” de Angra. ­

-“Thunderstruck” de AC/DC.

-­ “ You could be mine” de Guns&Roses

8.­ Inés, no paras nunca ☺. La Inteligencia Emocional es una de tus prioridades a nivel personal y de formación. Creo quemuchas personas no acabamos de comprender la dimensión de conocer nuestras emociones e interpretar las de los demás. Pienso que conectaríamos y entenderíamos mucho mejor a las personas y lo que también considero muy importante: conocernos a nosotros mismos. ¿Crees que hace falta más Inteligencia Emocional en la sociedad?

Como persona que lleva mucho tiempo aprendiendo y estudiándola y por tu formación en Psicología, ¿En qué mejoraría incluir la Inteligencia Emocional en el sistema educativo? 100% de acuerdo con la introducción que haces a la pregunta, Miguel Ángel, nadie nos enseña cómo identificar emociones (esta tarde justo grababa uno de mis vídeos en el que abordaba este tema). Últimamente sigo cualquier artículo que tenga que ver con llevar la Inteligencia Emocional a las aulas, es absolutamente necesario que nuestros menores, no sólo aprendan a identificar sus emociones y las de los demás, también debemos ayudarles a que generen recursos propios para regularlas, porque este proceso determinará cómo se van a comportar después en su edad adulta, qué les guiará en su toma de decisiones y qué actitudes dirigirán su vida en general.

Creo que formar niños, emocionalmente inteligentes, debería de ser uno de los objetivos básicos en nuestro sistema educativo.

9. ­Ya solo quedan dos preguntas…Dado que se te da tan bien salir delante de las cámaras y por tu facilidad de comunicación y de multiplicarte para llegar a casi todos los sitios en las Redes Sociales lanzando un mensaje con valor y coherencia ¿Qué consejos puedes dar a los que empiezan a comunicar y a los que no se atreven porque tienen miedo al ridículo?

¡EMPEZAD! Con todo el sentimiento de responsabilidad que esto conlleva, pero que empiecen. Yo estuve muchos meses en un tímido plano, observando a aquellas personas que veía que lo hacían genial y por las que me sentía (y en muchos casos sigo sintiendo) deslumbrada, aprendiendo cómo lo hacían, y poquito a poco, vas encontrando un lugar en el que sientes que puedes sumar a un fin común.

Todos tenemos algo INÉDITO que regalarle a este mundo, y en el momento en el que encuentras ese “ algo” que a ti te resulta tan natural compartir y que hace sentir bien a terceras personas…entonces, ya no puedes parar!

También les animo a que lo hagan con ganas, con respeto por las opiniones de otras personas y con ánimo de hacer crecer a los demás.

Y que cronometren los tiempos que dedican a las Redes! (por experiencia)…Porque nuestra vida fluye por el 2.0 pero es aquí afuera donde desarrollamos nuestros sueños y proyectos, en el 1.0, piel con piel. Nada puede sustituir un encuentro offline.

10.­Una de tus películas favoritas es “En busca de la felicidad” de Will Smith (y su hijo). Esta película nos enseña que los sueños hay que buscarlos, que a pesar de todas las dificultades (y encontraremos muchas) y de que parezca que no vamos a lograr nunca nuestro objetivo o que haya gente que no crea en él, hay que ser constante, mantener el foco y buscar ese sueño con toda nuestra alma. ¿Cuál es tu sueño? (si lo puedes contar ) ¿Qué libro recomendarías a los lectores del blog? Mi sueño es escribir libros que emocionen, que te hagan pensar, que te hagan vibrar, que te hagan crecer o temblar, que te exciten incluso! Escribir textos que no quieras dejar a medias, mi sueño es conseguir encontrar un ritmo de palabras que te enganchen a la vida, que te hagan soñar, que no te dejen indiferente. Crear trajes a medida bordados con palabras que recibas como un abrazo. Siento que tengo mucho amor que dar (y recibir) y mi mejor manera de expresarlo es escribiendo.

Y como recomendación, os propongo uno de estos libros que no te dejan indiferente: “El mundo Azul, ama tu caos” de Albert Espinosa.

(Mil gracias por este paseo tan agradable en tu rincón digital, del que tanto disfruto! De verdad, es un honor para mí. GRACIAS)

Inés, muchas gracias por colaborar, aportar valor y hacer crecer este blog con tus opiniones.

Voy a dar por sentado que estás hambriento de tiempo #14

ALT hambriento de tiempo

Bienvenid@ a mi nuevo blog. Gracias por estar aquí. ¡Estamos de estreno! Hemos trasladado los dos blogs en los que publicaba semanalmente: estamosdormidosoabducidos.com y comerciofuerte.com a este nuevo espacio digital: El blog de Miguel Ángel García (menudo palizón se ha dado mi mujer Carmely, desde aquí te doy las gracias 🙂 ) donde continuaremos aportando valor sobre Desarrollo Personal y Profesional cada lunes y miércoles.

En total encontrarás 277 entradas en las que podrás navegar sobre diversos temas desde una perspectiva humanista centrada en las personas y no en los números: Gestión del Cambio, Motivación, Actitud y Búsqueda de grandes momentos de Felicidad. También encontrarás cómo realizar tus sueños, qué podemos hacer para superar los momentos difíciles, cómo tener conversaciones de calidad y cómo ser generoso con los demás. Todo ello para llenar tu vida de emociones y sentimientos, de habilidades y aprendizaje con fuerza de voluntad y determinación para vivir y llenar tu vida de sentido.

Esta semana hablaremos de las opciones que tenemos de conseguir más tiempo. Voy a dar por sentado que estás hambriento de tiempo #14 del #Reto47Libros2016 toma como fuente el libro de Tim Ferriss “La semana laboral de 4 horas”.

Que la mayoría de nosotr@s empleamos demasiado tiempo en nuestro trabajo es un hecho que no podemos refutar. El trabajo perfecto es el que se tarda menos tiempo en acabar y así disponer de tiempo para realizar aquellos objetivos personales que nos hemos planteado en la vida: Viajar por el mundo, aprender idiomas, practicar Kinomichi, hacer rutas de senderismo, tener un espacio delante del mar, encontrar a la pareja imperfecta de tus sueños, tener hijos e invertir tiempo en ellos y desarrollarte personalmente llenando tu vida de emociones y de momentos inolvidables saboreando cada instante que vives. Esto sólo serían unos ejemplos. A cada persona le apasiona una cosa distinta. ¿Apasiona?

J.B. Say acuñó un término llamado proceso DEAL en el año 1800 que viene a decir lo siguiente: alguien que traslada los recursos económicos desde un ámbito donde producen menos a otro donde rindan más. O lo que es lo mismo: liberar tiempo para hacer lo que te apasiona.

Conversación con un magnate de los de verdad:

—Y, de todos tus negocios, ¿cuál te ha gustado más?

No se lo pensó ni un segundo antes de contestar.

—Ninguno de ellos.

Me explicó que se había pasado más de 30 años con gente que le caía mal para comprar cosas que no necesitaba.

El objetivo de «La semana laboral de 4 horas» es eliminar lo malo, aquello que te disgusta, que sólo sirve para dejar un vacío, para buscar y vivir las mejores experiencias que el mundo te puede ofrecer.

Las opciones son infinitas, pero todos los caminos empiezan dando el mismo paso: cambiando lo que das por supuesto. Concéntrate en ser productivo no en estar ocupado.

Salto a la vida

Tenemos miedo a lo desconocido, a los resultados que pueden llegar y eso impide que hagamos lo que necesitamos hacer. Decide qué es lo peor que puede pasar, acéptalo y hazlo. ¿Cuánto te cuesta no actuar?

“La pesca es mejor donde hay menos pescadores y la inseguridad colectiva del mundo hace más fácil ganar por goleada si todos los demás quieren empatar. Hay menos competencia para alcanzar grandes metas”.

¿Qué te hace ilusión? Lo peor que podrá pasarte no sería estrellarte al intentar realizar tus sueños, ni arruinarte, sino aceptar el aburrimiento terminal como estado tolerable indefinido. ¿Quieres pasarte los próximos 30 años haciendo algo que no te gusta? ¿Cuánto vale tu tiempo?

Voy a dar por sentado que estás hambriento de tiempo. Para vivir de forma distinta a los demás, necesitas practicar un hábito, el de tomar decisiones para ti y para los demás.

“No has de acumular, sino eliminar. No se trata de aumentar cada día, sino de disminuir cada día. Cultivarse a uno mismo culmina siempre en la simplicidad”. Bruce Lee.

Una de las máximas que más me han gustado del libro de Tim Ferriss es la que dice que “Ser eficaz es hacer cosas que te acerquen a tus metas. Ser eficiente es llevar a cabo una tarea determinada (independientemente de que sea importante o no) de la manera más económica posible”. Busquemos ser eficaces focalizando en las tareas que importan y eliminado todo aquello que nos distrae y nos dispersa.

Recuerda que lo que haces es infinitamente más importante que cómo lo haces. Utilicemos la ley de Parkinson en nuestro beneficio, aprendamos de ella: Acorta el tiempo de trabajo para limitar tus tareas a las importantes. ¿No te ha ocurrido a veces que te ha surgido una prioridad que has tenido que solucionar y realizar en un tiempo límite y lo has hecho muy bien o mejor incluso que si hubieras tenido más tiempo para hacerlo?

“Piensa con independencia. Sé el jugador de ajedrez, no la pieza sobre el tablero”. Ralph Charell.

Gracias.

¡Tengo un regalo para ti! Si te suscribes al blog, en un par de día te enviaré un ebook de regalo con las 15 mejores entradas. (Hemos hecho una selección fantástica entre los 277 post que he publicado a lo largo de los últimos 4 años)

La vida continúa. Protagonízala.

Miguel Ángel García.

Cuando el despertador suena seis veces y no te levantas

 despertador photo

Cuando el despertador suena seis veces y no te levantas es porque no quieres enfrentarte a un nuevo día, porque sabes que te vas a levantar de la cama y no tendrás la ilusión que deberías, intuyes que no estás a gusto, que tienes un malestar que no sabes identificar, que no te sientes realizado y crees que tu vida no lleva el rumbo que te gustaría, que esa no es la vida que quieres tener.

Cuando el despertador suena seis veces y no te levantas es porque sabes que en un rato vas a ir a trabajar a una empresa que te tiene metiendo datos en un ordenador diez horas al día y que lo único que sabe de ti es tu nombre (y da gracias). Esas diez horas también te las puedes pasar pegado al teléfono escuchando a clientes cabreados, arreglando ropa en una tienda de moda o moviendo bultos de un lado a otro. Sabes que tienes un “chef” o una “chefa” que te trata como un número más, que no valora tus opiniones ni las tiene en cuenta porque piensa que “todas las buenas ideas tienen que salir de él/ella” ¿Y si le quitaras luego el puesto? Sí, lo sé esto no es ser un líder, pero ves a buscar uno…

Tu desarrollo profesional no les importa mucho (Esto no es una generalización, hay empresas donde se preocupan por su gente, sólo tienes que encontrarlas) No te encuentras a gusto ni te sientes valorado trabajando de “empleado numérico”, casi sin emociones y claro está, procura no mostrar tus sentimientos siendo vulnerable porque puedes ser señalad@. No puedes cometer errores, no puedes ser humano. Algunas empresas prefieren personas autómatas que hagan su trabajo de forma mecánica. No plantees cambios ni mejoras en los procedimientos porque será complicado que un ejército de elefantes acabe apreciando ese cuadro impresionante lleno de luz y colores que has pintado en forma de idea. Esas empresas pueden que no se den cuenta de que es más importante cometer errores de los que aprender que ocultarlos en un ambiente de ficción para que no salgan en ninguna estadística. 

Cuando el despertador suena seis veces y no te levantas para ir a tu trabajo suele ser porque la gestión de personas o mal llamada RRHH junto con los demás departamentos (en una empresa todos los departamentos son responsables del clima laboral) no mima a sus colaboradores como debería, no acaba de empatizar y captar las necesidades de sus empleados, no les da la formación adecuada y adaptada a los tiempos de digitalización en los que estamos. No potencia sus habilidades porque el procedimiento no está preparado para eso. No pregunta, no se interesa sinceramente por sus empleados salvo cuando se trata de productividad. Los valores de esa empresa están ausentes. Quizás tampoco se comunique la información por los canales adecuados y se haga unidireccionalmente con el sesgo propio del que la da cuando sería más efectivo para tod@s hacerlo de forma transversal y bidireccional, que la comunicación fluyera sin barreras y sin miedos.

Como metáfora de la comunicación imagina que en una organización un río es la comunicación que se emplea para informar a todos los empleados. El río desde que nace en las montañas hace un recorrido que llega hasta el mar. Siempre es el mismo, lleva muchos años haciéndolo y nunca se desvía. Pero de repente comienza a abrirse camino desde el río un afluente, y luego otro y otro. De estos afluentes nacen arroyos que a su vez también surcan nuevas tierras dotándolas de agua y vida. Su cometido de hacer llegar el agua a la máxima extensión de tierra crea un nuevo panorama donde antes sólo había tierra seca ahora hay vegetación, animales y mucha vida. Donde antes no llegaba el agua ahora hay vida. Donde antes no llegaba la información, ahora hay comunicación ¡Todos ganan!

Cuando el despertador suena seis veces y no te levantas te puede pasar como a Tony Hsieh, dueño de Zappos (Exitosa tienda de zapatos online) que tenía un trabajo envidiable y muy bien remunerado y un buen día tuvo que sonar hasta seis veces el despertador para que pudiera levantarse. El hombre se dio cuenta de que tenía que cambiar de trabajo y eso decidió hacer desde su mentalidad práctica: —si no tengo ganas de levantarme será porque no me ilusiona ir, así que ¿para qué voy a perder el tiempo?— Y es que nuestro cuerpo es muy sabio y te avisa…

Cuando el despertador suena seis veces y no te levantas, no te engañes, no te inventes excusas, es el momento de actuar, es el momento de cambiar, de empezar una nueva etapa en tu vida.

TÚ DECIDES.

Gracias.

La vida continúa. Protagonízala

Miguel Ángel García

@alienaragorn

wwwelblogdemiguelangelgarcia.com

Fuente consultada: ¿Y si realmente pudieras? Pilar Jericó

Si quieres cambiar: Acción, Haz, Equivócate y Aprende

 

Si quieres cambiar: Acción, Haz, Equivócate y Aprende

Planificar y planificar hasta la extenuación con tal de evitar pasar a la acción. ¡Qué difícil es pasar a la acción! ¡Cuánto nos cuesta!

El título de este post: Acción: Haz, Equivócate y Aprende es uno de los capítulos de mi libro “La vida continúa. Protagonízala” .

¿Por qué hay que darle tanta importancia a la acción? Porque la diferencia entre las personas que consiguen lo que se proponen y las que no, estriba en la Acción: Haz, Equivócate y Aprende.

Pero ¿qué nos impide hacer cosas, inmoviliza y nos deja en la “inacción”? El miedo, la incertidumbre y la inseguridad son tres elementos fundamentales para seguir sobreviviendo y no viviendo, para ser zombies melancólicos y evitar dar bocados llenos de vida a la realidad actual.

Peter Gollwitzer, profesor de Psicología de la Universidad de Nueva York, investigador en del ámbito social, cognitivo y de la percepción nos dice lo que son las intenciones de implementación o desencadenantes de la acción para dar el paso de la planificación a la acción. Explica que el problema de gestionar nuestros objetivos está en transformarlos en acciones. Para ello debemos de utilizar frases concretas que especifiquen cómo llevar a cabo los objetivos. Hay que evitar a toda costa generar frases difusas y genéricas. Un ejemplo:

—Mañana voy a hacer deporte (Genérico)

—Mañana voy a correr 5 kilómetros por la montaña (Específico)

“La intención de implementación es una definición de lo que una persona hará para comenzar a cumplir su objetivo, en términos de tiempo, lugar y tarea”.

Gollwitzer sostiene que el valor de los desencadenantes de la acción reside en el hecho de que anticipan la decisión. Cuando se anticipa una decisión “pasamos el control de nuestro comportamiento al entorno y se protegen los objetivos de las distracciones tentadoras, los malos hábitos y los objetivos en conflicto”.

“Transformar nuestros planes en acciones es sin duda una clave importante del éxito en lo que emprendemos”.

La resignación es otra de las claves por las que no pasamos a la acción. «No me gusta mi trabajo, no me gusta mi vida, no hago deporte, me cuesta levantarme por la mañana… en realidad ¡No me gusta nada de lo que hago! ¡Qué caprichoso es el universo con nosotr@s, se ha confabulado para que no seamos felices!» Pero puede que lo que hay ahí fuera (otras oportunidades de trabajo, otra forma de hacer las cosas, una mayor responsabilidad de nuestros actos) no nos convence demasiado como para pasar a la acción y comenzar una nueva época de cambio para mejorar nuestra vida (y la de los demás)

Si quieres cambiar: Acción, Haz, Equivócate y Aprende

¿Por qué crees que nos cuesta tanto cambiar? Según Pilar Jericó en su último libro “¿Y si realmente pudieras?: “Tenemos una necesidad constante de buscar seguridad en nuestras decisiones. Nos agarramos como a un clavo ardiendo a trabajos, a parejas o lo que nos haga sentir seguros. Nuestro cerebro prefiere la seguridad a la felicidad”.

Y esa falta de acción y búsqueda de ¿seguridad? en el ámbito laboral también se desprende de la encuesta que cita como fuente Universia España sobre el Índice de Felicidad Organizacional (IFO) donde el 78% de los trabajadores españoles están descontentos con su trabajo. En cuanto a la conciliación laboral, un 41% están “muy en desacuerdo” con la afirmación de que en sus empresas se promueven políticas de conciliación laboral y el 18% están en “desacuerdo”. La pregunta sería ¿Por qué no cambiamos y pasamos a la acción? La respuesta la tenemos  en cada un@ de nosotr@s. Échale un vistazo a este post: El triunfador adicto al trabajo que te roba la vida.

Más allá de este baile de cifras hay un hecho incuestionable: Nos cuesta horrores cambiar y pasar a la acción por mucho que no nos haga feliz la vida que tenemos. Vuelvo a repetir la frase “Nuestro cerebro prefiere la seguridad a la felicidad”. ¿Cuál es la solución?

ENGAÑA A TU CEREBRO.

Ya lo decía Joe Dispenza en “Deja de ser tú”: “Nuestra rutina cotidiana y los pensamientos y sentimientos de siempre perpetúan el mismo estado de ser, el cual crea las mismas conductas y la misma realidad. Si queremos cambiar algún aspecto de nuestra realidad, tenemos que pensar, sentir y actuar de nuevas formas, tenemos que «ser» distintos en cuanto a cómo respondemos a las experiencias. Tenemos que «convertirnos» en otra persona y crear el nuevo estado mental necesario para observar un nuevo resultado con esta nueva mente”.

Otra de las razones para que no pasemos a la acción es que nos ponemos metas lejanas e inalcanzables. Si no tenemos la sensación de que podemos lograr nuestros objetivos y éstos están distantes en el tiempo, menos factible será su consecución. Si no vemos el efecto inmediato, nos rendimos fácilmente.

“Dejamos de hacer las metas porque vemos el futuro de manera abstracta y el presente de manera concreta”. Mago More

¿Qué secreto tenía Mark Twain para pasar a la acción? “El secreto de conseguir que se tire adelante está en conseguir que se arranque. El secreto de conseguir que se arranque está en descomponer las complejas tareas que te abruman en otras pequeñas y manejables, y arrancar entonces con la primera”

 Gracias.

La vida continúa. Protagonízala

Miguel Ángel García

@alienaragorn

Fuentes: Universia España.

¿Y si realmente pudieras? La fuerza de tu determinación. Pilar Jericó.

Cambia el Chip. Chip y Dan Heath.

Deja de ser tú. Joe Dispenza.

Superpoderes del éxito para gente normal. Mago More.

Las 8 cualidades imprescindibles para el éxito.

8 cualidades imprescindibles para el éxito

Las 8 cualidades imprescindibles para el éxito.

¿Qué 8 cualidades debe de tener un gran líder?

Descubrir a un personaje que realizó con éxito una hazaña impensable salvando a sus hombres de una muerte segura y a la altura de muy pocas personas siempre inspira y acaba motivándote aún más, sabiendo que tenemos ejemplos valiosos de los que aprender.

Estoy mencionando a Ernest Shackleton, un experto marinero, un gran explorador del Ártico y un líder que hace un siglo, marcó un estilo de liderazgo que navegó entre las almas de sus hombres, invitándoles a ser fuertes y resistir ante una situación tras otra de extrema dificultad. En este post de “El condenado optimismo de Shackleton” lo explicaba.

Estas son las 8 cualidades imprescindibles para el éxito que llevaron a Shackleton a conseguir salvar a sus hombres de una muerte segura:

1-Rumbo. Todos los viajes comienzan por fijar una dirección. El rumbo que elegimos para nuestra vida influirá de forma determinante en nuestro éxito.

¿Cuántas veces navegamos sin saber ni lo que queremos ni a dónde vamos? ¿Cuántas veces nos dejamos llevar por las corrientes?

2-Regeneración. Todos los viajes encuentran obstáculos e inconvenientes. Hay que saber encajar los impactos de la vida. Hay que ser resilientes. Tenemos que aprender esa habilidad.

3-Focalizar. No podemos dispersarnos en muchas tareas a la vez. Hay que poner el foco en lo nos importa, en los objetivos que nos hemos puesto y concentrarnos en ellos. Hay que poner pasión.

4-Dureza. Es la capacidad que tenemos las personas de soportar situaciones complicadas y difíciles. Para ello necesitaremos tener autocontrol y fuerza de voluntad.

Recuerdo cuando se me despegó el tendón rotuliano y me operaron para soldarlo a la rótula. La palabra “Dolor” no creo que pueda transmitir lo que sentí durante 18 meses para recuperar una pierna que se había convertido en un palo. Además, la palabra “Dolor” 15 días antes de la operación, había empezado a testarla con una trombosis pulmonar.

A los 9 meses me dieron el alta de Neumología. Y a los 18 volví a hacer vida normal. Al final las personas tenemos una gran capacidad de aguante y una fortaleza que descubrimos cuando la vida nos pone a prueba.

5-Constancia. La perseverancia nos ayuda a lograr nuestras metas a largo plazo. Se basa en la práctica deliberada (Diseñada para incrementar el rendimiento) y en los hábitos.

La constancia no te garantiza el éxito, pero la falta de ella hace casi imposible que lo alcances.

6-Energía. Hay cuatro fuentes de energía en nuestra vida: mental, emocional, física y espiritual. No solo todas son necesarias, sino que también lo es un adecuado equilibrio entre ellas.

7-Mentalidad. Nuestros estados emocionales dependen de nuestra visión en el mundo, y el éxito depende en buena medida de esos estados emocionales.

8-Conexión. ¿Qué personas comparten tu vida? Dicen que somos la suma de las 5 personas con las que más nos relacionamos cada día. Esas personas con las que conectamos son una clave imprescindible para el éxito.

Gracias por estar aquí.

Fuente: “La brújula de Shackleton” de Jesús Alcoba.

La vida continúa. Protagonízala

Miguel Ángel García

@alienaragorn

http://elblogdemiguelangelgarcia.com/

El triunfador adicto al trabajo que te roba la vida.

El triunfador adicto al trabajo

El triunfador adicto al trabajo que te roba la vida.

Hay un libro de Borja Vilaseca titulado “El principito se pone la corbata” que refleja a la perfección los efectos que pueden causar en una persona la adicción al trabajo, la absoluta desvinculación de una vida personal y familiar y la obsesión por conseguir tener y mantener el poder y el estatus adquirido en el caso de que haya cambios en una organización.

Hay otro libro (este es mío) titulado “La vida continúa. Protagonízala” donde comento qué te puede pasar cuando estás trabajando en un sitio pero “no estás en ese lugar” porque lo que te sucede es que has llegado a un estado de perplejidad, de aburrimiento y de poco desarrollo profesional que no sabes cuánto serás capaz de aguantar (aunque te paguen todos los meses para tú poder pagar las facturas). Y te preguntas que “qué hago yo en un sitio como este” y pasas al estado de “despido interior” que ni tú mism@ sabes lo que es.

Hay un tercer libro, “Del ataúd a la cometa” de Carlos Andreu que te pone un ejemplo gráfico con los cuatro pilares de tu vida: Salud, Familia, Amigos y Trabajo.

Si inviertes mucho tiempo en tu trabajo y en tus amigos y menos en tu salud y en tu familia, acabarás dibujando un ataúd, pues las líneas del trabajo y los amigos se alargan en el dibujo de tu vida mientras que la línea de las personas que te importan y la de la salud son más cortas, estarás creando un ataúd.
Si mantienes un equilibrio entre tu salud, tu familia, tu trabajo y tus amigos, formarás un rombo, mucho más equilibrado, como una cometa que te servirá para fluir y para volar y disfrutar en tu vida.

Dependiendo del tiempo y la importancia que des a cada de ellas, acabarás dibujando un ataúd o una cometa. El dibujo lo haces tú y sólo depende de ti y de la forma de vida que quieras llevar.

Triunfadora adicta al trabajo

Te voy a poner un texto del libro “Vivir la vida con sentido” de Víctor Küppers que va sobre lo afortunadas que son algunas personas de haber pasado un proceso de selección en una multinacional…

“Les cuentan que por cada uno de ellos hay 187 que no han pasado el proceso de selección y que deberían estar orgullosos y dispuestos a darlo todo por la compañía. Ahora se llaman junior, pero los muy buenos, los elegidos, sólo los mejores, promocionarán el año próximo a junior 2. El resto tendrán que abandonar la firma porque no están a la altura. Y de esa primera reunión uno sale motivadísimo, con el coco comido, dispuesto a dejarse ese año la piel para promocionar. Y efectivamente lo hace, se ha dejado la piel y claro, también los amigos, porque ya no tiene tiempo para ir a las cenas de los jueves, él está para cosas serias. Cuando llega a junior 2, descubre que hay un escalón superior, senior. Sólo para los escogidos. Por supuesto, ese año vale la pena volver a dejarse la piel para promocionar. Cuando es por fin senior, descubre que existe manager, sólo para los elegidos. Y entonces podrá disfrutar de un despacho para él sólo. Un año más dejándose la piel vale la pena. Bueno, la piel y la familia, ya no hay tiempo para celebraciones o comidas de domingo, hay que dedicar el tiempo a lo que realmente vale la pena”.

El texto continúa con más cargos y ascensos, hasta llegar a Galaxy Manager (me encanta el término :-)) con 94 años. “Lo jubilan y es entonces cuando se da cuenta de que ha perdido todos esos años, que ha tirado su vida, que se ha dejado en el camino las cosas que realmente valen la pena”.

¿Eres de los elegidos? ¿Dibujas un ataúd o una cometa en tu vida?

Estaré encantado de responder a tus comentarios.

Gracias.

La vida continúa. Protagonízala
Miguel Ángel García
@alienaragorn

Empatía: ponte en los zapatos de los demás.

 

El otro día estaba cenando con un amigo con el que mantengo habitualmente conversaciones de calidad. Cuando terminamos de cenar, decidimos buscar otro sitio para tomar un café. Entramos en un conocido lugar que estaba vacío. Era tarde y nos daba igual, buscábamos un ambiente tranquilo donde poder seguir charlando. Le pregunté a la persona que trabajaba allí que si estaba abierto y me contestó que sí, que cerraban en media hora. Miré la cafetera y le comenté que si podía hacernos dos cafés, me contestó que es que acaba de limpiar la cafetera…así que nos fuimos a tomar café a otro lugar, porque nos dio la sensación de que molestábamos y porque la respuesta de la persona que nos atendió entendimos que no era la correcta. Perdió dos clientes. Sí, sólo eran dos cafés, pero nunca sabes si tu manera de atender a las personas puede generar una fidelización o una mala publicidad.

Si empatizo con la otra persona que estaba detrás del mostrador, podré entender que estaba al final de su jornada, que puede que tuviera un día duro, uno especialmente duro (deberíamos de ponernos en el lugar de sus zapatos) y que no tenía ningunas ganas ya de aguantar a un cliente más. También podría suponer que su trabajo no está bien remunerado o que tiene el síndrome del trabajador quemado por hacer larguísimas jornadas de trabajo donde el refuerzo positivo se encuentra ausente y de vacaciones. Que las personas en ocasiones no somos lo educamos que creemos y que hay días en los que el sol casi no aparece por nuestra ventana particular.

“El mercado laboral es frágil como una telaraña y quebradizo como la porcelana”. Cita de “Ceguera Moral”.

“La empatía es el acto imaginativo de entrar en la piel de otra persona y ver el mundo desde su perspectiva”.

Marisa Salanova, una amiga de Facebook compartió una gran charla sobre la empatía del filósofo Roman Krznaric. Me pareció extraordinaria porque ponía de manifiesto un hecho que siempre me había planteado: que las personas tendemos más a ser egoístas que a empatizar. Que somos muy nuestros. Que nos cuesta interesarnos de forma sincera por las personas que no se encuentran en nuestro entorno próximo y que de alguna manera, (y aquí puede que tengamos un problema) ya no queramos hacerlo porque estamos saturados con nuestra vida diaria.

En la charla TEDx encontré algunas ideas y hechos que me parecieron fascinantes. Aunque también es cierto que esto quizás sea «un sesgo de confirmación»: “cuando la gente tiene la posibilidad de recopilar información del mundo, es más probable que seleccione información que apoye sus actitudes, creencias y acciones preexistentes”. “Decídete”. Chip y Dan Heath

empatia photo

“Necesitamos convertirnos en seres más empáticos y liderar la revolución empática como individuos y como adultos”.

Una de esas ideas fue la del movimiento ciudadano llamado la biblioteca humana, nacido en Copenhagge en 1993: En lugar de coger un libro, tomas prestado una persona para conversar. Personas diferentes a ti para retar los estereotipos. En muchos casos incluso en riesgo de exclusión social. Salir de tu círculo para activar tu curiosidad, para ponerte en los zapatos de los demás y así no juzgar con rapidez a las personas por ser diferentes (esto nos ocurre a todos).

“Uno de mis objetivos es escuchar. En muchas ocasiones, tu impacto puede ser mayor si sabes qué preguntar, y no qué decir. Mientras hablo no aprendo nada. Pero cuando escucho aprendo muchísimo.”. Jim Quigley. “Dar y Recibir” de Adam Grant.

La otra idea que me gustó fue la de cultivar la extropección, palabra rara donde las haya que significa para que nos entendamos mejor, observar el mundo exterior. Según Roman Krznaric “Necesitamos crear aventuras experimentales para expandir nuestros círculos de preocupación moral”. Y aquí es donde creo imprescindible incluir el término de Zygmunt Bauman, la“adiaforización”: la indiferencia moral ante determinados actos. Como individuos y como sociedad tenemos mucho que aprender en cuanto a la solidaridad y la empatía. Tendríamos que usar los zapatos de otras personas. Un ejemplo: Los refugiados de guerra. Otro ejemplo: Las personas que se juegan la vida para llegar a Europa. ¿Estamos adiaforizados?

“Las redes sociales han sido diseñadas para el intercambio eficiente de información, no de intimidad y empatía”. Tenemos muchas conexiones pero pocas son de calidad.

Un empleado está en un puesto de trabajo donde cada día ve entrar y salir a muchas personas. Este es un caso real de conversación y de falta de empatía:

—Buenos días, ¿Cómo estás? ¿Biennn verdad? Te pregunto por cortesía pero tengo prisa, no tengo tiempo y no me interesa en absoluto tu respuesta así que te la limito a que respondas con brevedad. Una pregunta retórica sin ninguna intención de empatizar con la otra persona y reduciendo sus posibles respuestas a:

—Si.

Jason Fried

 ¿Sómos empáticos? ¿Nos ponemos en los zapatos de los demás? o ¿Somos egoístas y  vamos a lo nuestro?

Estaré encantado de leer tus opiniones en los comentarios. ¡Anímate!

Gracias.

La vida continúa. Protagonízala

Photos by creativemorningsmontevideo,

¡Voy a realizar un gran reto! y “15 cosas que aprendí en el MIT”

Voy a realizar un gran reto. Un propósito para este año que me comprometo contigo y ahora a conseguir. Es una locura y me va exigir cambiar el chip, llegar al límite y va a exprimir mi capacidad de aportar valor a los demás.  Quizás esté en ese punto de locura necesario para hacer aquello que te gusta y que te llena de verdad. Soy un Knowmad, un aprendiz, un buscador de la vida. Además, quiero demostrar que todas las personas comunes podemos lograr todo aquello que nos propongamos y que el tiempo lo podemos aprovechar mejor de lo que creemos. Las excusas no generan cambios. Que tenemos que atrevernos a realizar proyectos que nos ilusionan. Que hay que pasar a la acción con determinación porque esto nos lleva a aprender y mejorar. Que hay que dar lo mejor de uno mismo. Y compartirlo con los demás. 
El reto es muy ambicioso por el tiempo que le voy a dedicar y por la exigencia y el nivel de compromiso que voy a adquirir con cada uno los lectores. Pero a pesar de las complicaciones que puedan surgir, creo que los lectores de mi blog se merecen el máximo esfuerzo por mi parte. Se merecen lo mejor. ¿Estás preparad@? Este es mi reto:
De aquí hasta final de año voy a leerme un libro cada semana, en total serán 47 libros relacionados con el Desarrollo Personal y Profesional, la gestión del cambio y de las personas, Inteligencia Emocional, Psicología, Sociología y la Felicidad. Todos estos temas contados desde un punto de vista realista. Buscaré dar al blog un nuevo enfoque donde comentaré los libros que leo desde un punto de vista que interese a los lectores y aporte soluciones y claves para mejorar nuestro día a día. Tenemos que vivir, no sobrevivir. No será una reseña propiamente dicha del libro.
Serán libros apasionantes y auténticos que puedan aportar un plus y añadir valor a los lectores. Algunos serán best-sellers que son imprescindibles sobre los temas de los que escribo en este blog y otros serán una auténtica sorpresa que iré descubriendo semana a semana para ti. No tengo una planificación de todas las semanas, así que si creéis oportuno sugerirme alguno que no haya leído ya, (acordaros que tengo una lista de libros recomendados de mi lista de leídos) será bienvenido, dos cabezas piensan más que una :). Quiero conseguir una propuesta diferente de valor para poder interactuar con vosotros, para que podáis comentar esos libros y así poder crear un foro de debate. 
De momento ya tengo los 5 primeros libros, las 5 primeras semanas planificadas. Cada miércoles a las 08:00 publicaré el post en este blog.
Los lunes publicaré a las 08.00 en elblogdemiguelangelgarcia.com
Por supuesto seguiré buscando y leyendo todos esos blogs y artículos que me gustan por su compromiso con el desarrollo personal y profesional. Este es mi nuevo reto. ¿Te apuntas a leerme y a compartir tus experiencias?
Próximamente comenzaré a subir videos para explicar por qué la vida continúa y hay que protagonizarla, además de todo lo que se me ocurra que crea que puede ser valioso para ti relacionado con todo esto que te propongo en mi canal de Youtube.
Ah, se me olvidaba, por si no fuera bastante con este reto (de esta mi mujer y mis tres hijas me echan de casa 🙂…) escribiré mi segundo libro y lo publicaré antes del verano. ¿Qué te parece el reto? ¿Estoy loco o no? ¿Apunto muy alto en mis sueños? ¿Crees que lo conseguiré?
“Todas las personas comunes pueden hacer cosas extraordinarias”
Ehhh, no te vayas todavía, que quería comentarte el libro de Miguel Ángel Díaz: “15 cosas que aprendí en el MIT” que tuve la oportunidad de leer y participar con una reseña. Sin duda alguna, un gran libro. Si te cuento que el prólogo es de Carmen Soler Pagán y hay reseñas de Francisco Alcaide, Laura Chica, Eva Collado Durán, Belén Varela, Marisa Salanova…
Libro: 15 cosas que aprendí en el MIT
Debido a mi trabajo, no pude ir a su presentación (que espinita tengo clavada…) así que lo mínimo que podía hacer era comentar las grandes posibilidades de crecer como persona y darle un nuevo enfoque a tu vida que nos proporciona este libro.
Estas son 10 claves de por qué deberías de leer “15 cosas que aprendí en el MIT”:
1-         Una situación límite que nos podría ocurrir a cualquiera de nosotr@s de la que obtienes un gran aprendizaje de la vida.
2-    “Este libro es un ejemplo de actitud ante situaciones adversas”. Carmen Soler Pagán.
3-         Es necesario hacer un ejercicio de autocrítica pero lo practicamos muy poco. “Si no levantas los ojos, creerás que eres el punto más alto”. Antonio Porchia.
4-   Descubre lo que es una “Cuenta bancaria emocional”.
5-         Por qué tiene tanto poder una sonrisa y cómo un pequeño gesto puede hacer tanto por los demás.
6-         “Quiero que seas consciente de que estamos rodeados de muchísimas más personas que nos aprecian y nos quieren de lo que nosotros pensamos”. M.Angel Díaz.
7-     En muchas ocasiones nos perseguimos conocer la verdad sino tener razón.
8-         Hay que poner el foco en lo que se tiene no en lo que falta.
9-   La importancia del tiempo y aprender el sentido de la amistad.
10- “Lo importante no es lo que te pasa, sino lo que haces con lo que te pasa”. Fernando Gastaldo.
Gracias por leerme.

El éxito lo han emperifollado

human-913934_960_720

Todos queremos tener éxito en la vida, personal y profesionalmente. El éxito lo han emperifollado ¿Hay alguien que no quiera ser feliz, tener reconocimiento profesional y levantarse cada día para hacer aquello que realmente le apasiona?

Cada día vemos y leemos personas que han logrado un “éxito” aparente, han conseguido logros excepcionales como crear una empresa que marca tendencia en cuanto a su producto, servicio y una gestión cuasi perfecta de la atención a sus clientes, escribir un libro que atrapa a millones de personas sin poder dejar de leerlo o inventar un nuevo método de aprendizaje que servirá a muchas personas.

Otras personas han sido capaces de generar una “epidemia” en el mundo  como puede ser el caso reciente de Adele con su espectacular “Hello” que ha arrasado en todo el planeta y además ha provocado una ola de covers (canciones versionadas) demuestran su talento y nos dejan boquiabiertos con la sensibilidad y la emoción con la que cantan. Y es que todo aquello que nos hace sentir y nos emociona muestran la prueba palpable de que hay personas que tienen un don: el de comunicar y emocionar, ergo (pequeño homenaje a Matrix) vender y arrasar con su producto, con su causa.

Un éxito así no se consigue por casualidad, de un día para otro. qué te voy a contar que ya no sepas. Se tienen que dar una serie de circunstancias como por ejemplo crear una comunidad que hagan suya la causa, la practique y la divulgue. La constancia y el esfuerzo son dos elementos esenciales para lograrlo y poner el foco ayuda a conseguirlo.Pero para eso previamente has tenido que hacer un producto, un servicio y una causa que solucione los problemas de la gente y además que les guste y les emocione. Podrás aprender más sobre este tema con la “Clave del éxito” y “Fueras de Serie” de Malcom Gladwell.

Otra clave sería dar el salto, ponerte delante de una cámara, de un aforo lleno de personas y exponer tu idea, tu causa. Hay que atreverse, ser valiente, pasar a la acción y no hacer caso a ese 90% de pensamientos que nos hacen especular con el qué pasará y nunca se cumplen.

¿Y cómo podemos cambiar para tener éxito? Vaya por delante que cada persona tiene un concepto del éxito, mi visión del éxito siempre es humanista, enfocado a las personas y no tanto comercial (Y tengo mucha experiencia en el campo comercial ) Siendo consciente de que si no cubres las necesidades básicas (como les ocurre a millones de personas) se hace más difícil un desarrollo personal y profesional y es complicado sentirse feliz. Aunque también cada día esas personas con falta de recursos básicos pero no de ilusión y sonrisas nos demuestran que la vida no se llena con cosas, sino con emociones y que no necesitamos tanto para ser mejores personas, tener valores y ser un poco más felices.

Hay que poner en valor que son las personas y no los números las que hacen que esta vida pueda ser increíble si encontramos y valoramos los motivos para que así sea.

En las “Claves del Cambio”, Kotter y Cohen en un estudio que realizaron sobre por qué las organizaciones cambian, entrevistaron a más de 400 personas de 130 compañías y llegaron a la conclusión de que todos los cambios exitosos se producen porque la secuencia del cambio que utilizan las organizaciones no es ANALIZAR-PENSAR-CAMBIAR, sino VER-SENTIR-CAMBIAR. Podríamos aprender de este concepto.

Si te cuento todo esto es porque creo que las personas podemos cambiar para mejorar nuestra vida si nos lo proponemos. Un cambio necesario si la vida que llevas no te hace palpitar, si quieres cambiar tu rutina, si quieres sentir el viento, apreciar un buen desayuno con tostadas, emocionarte con la gente que quieres y encontrar el sentido a tu vida.

success-846055_960_720

“Ser protagonista implica asumir riesgos. Son riesgos, cambiar o mejorar queda en manos de otros”. Andy Stalman.

Comentaba antes el concepto del éxito. En mi opinión estamos perdiendo el norte con la consecución del éxito. Tenemos que tener éxito como sea, ser felices constantemente, casi por castigo, ascender en la escala social, nos gusta aparentar, pero no tanto ser, sino parece que no eres nadie en esta sociedad. Lo observo a diario cuando viajo en el metro, veo personas que no ofrecen la mejor versión de sí mismos, que no se quieren y que no se valoran, su comunicación no verbal habla por ell@s. También hay que tener en cuenta las circunstancias de cada persona, una cuestión que no se puede obviar. Quizás estemos atrapados en el tiempo pensando que dentro de cien años seguiremos allí. Quizás debamos de empezar por mirar dentro de nosotr@s y ver por qué pensamos ciertas cosas y nos reflejamos en lo que decimos y opinamos.

Nos falta confianza en nuestras posibilidades. Creo que cada persona tiene unas habilidades que la hacen especial. Esas fortalezas hay que creerselas ¡Pero tenemos que comunicarlas y demostrarlas! Primero a nosotr@s mism@s y después a los demás. Esto se resume de la siguiente manera:

CONFIANZA+SENTIMIENTO+PROYECTO ILUSIONANTE= VIVIR, NO SOBREVIVIR

El éxito lo han emperifollado tanto que se nos olvidan cosas mucho más importantes como puede ser la cultura del esfuerzo, disfrutar el momento, con lo que haces, de las personas de tu entorno y aceptar que si por los motivos que sean no consigues tu objetivo o lo que llamamos éxito, no estamos fracasando, estamos aprendiendo para el siguiente reto.

Define qué es el éxito para ti y si eso es lo que te mueve e ilusiona, lo que te hace feliz, pon todos los medios para alcanzarlo y respira para lograrlo. Disfruta del camino, aprendiendo de todo lo que haces, los errores que cometes, los obstáculos que superas día a día, para cuando llegue tu éxito (porque llegará) poder compartirlo con los tuyos y paladearlo lentamente con la satisfacción de haber logrado tu reto personal. Pero, eso sí, cuando consigas tu éxito, recuerda que estarás otra vez en la casilla de salida. Siempre tenemos que estar dispuestos a aprender y a pasar a la acción.

“Nuestro mayor miedo es arriesgarnos a vivir: correr el riesgo de estar vivos y de expresar lo que realmente somos”. Miguel Ángel Ruiz.

Gracias por leerme.

La vida continúa. Protagonízala.

Older posts